5 razones para cerrar tu terraza, balcón o porche

Seguro que alguna vez has pensado en cerrar ese balcón, terraza o porche que tienes en casa y que sólo puedes usar cuando el tiempo te lo permite, porque te gustaría disfrutar de la luz y las vistas todo el año, de la sensación de estar fuera, sin estarlo, en los días fríos y lluviosos de invierno y poder abrirlo al exterior para disfrutar del sol y la brisa en la época estival.

A continuación, te vamos a dar cinco razones de peso que te pueden ayudar a tomar la decisión para decantarte por un cerramiento adaptado:

  1. La principal, en muchos casos, es la de alargar el periodo de uso y poder disfrutar del espacio siempre que te apetezca, sin que las inclemencias del tiempo te lo impidan.
  2. Ganas espacio útil. Son unos metros cuadrados que sumas a tu vivienda y que puedes aprovechar para usos múltiples, como zona de almacenaje, zona de esparcimiento para niños y mayores, jardín de invierno…
  3. Mejoras el aislamiento térmico, seguro que tu bolsillo te lo agradecerá. La doble fachada crea un espacio intermedio entre la zona acristalada y la pared que favorece el aislamiento y evita la humedad. Tu vivienda ganará en eficiencia energética.
  4. Te libras de los ruidos molestos si vives en una ciudad con un elevado nivel de contaminación acústica.
  5. Será más sencillo mantener limpio el espacio, al tener menos exposición al polvo, la suciedad, la lluvia…

Si te decides, tienes que saber que hoy en día se puede hacer casi cualquier cosa que se te ocurra. Los sistemas y los materiales han evolucionado muchísimo. Ya sólo en los sistemas de cerramiento para paredes existe un abanico de opciones importante:

  • Ventanas y puertas correderas: sus hojas se pueden abrir individualmente, hacia la derecha o izquierda, de modo que montan una delante de otra. No conseguimos una apertura total del espacio.
  • Hojas plegables: sus hojas se pliegan unas sobre otras, abriéndose completamente y ocupando solo espacio en el lateral
  • Cortinas de cristal: Al igual que los plegables se recogen en los laterales, pero estas se desplazan a través de unas guías. No tienen perfiles, lo que minimiza su impacto visual, consiguiendo adaptarse a la estética de la práctica totalidad de los edificios
  • Cerramientos deslizantes: similares a las cortinas de cristal, pero cuenta con perfiles, permitiendo guardar algunas hojas y otras no a elección del usuario.

¿Y para el techo? Si también necesitas poner un techo, puedes optar por acristalarlo, instalar bipanel, colocar policarbonato… Nos decantaremos por una opción u otra en función del uso que le vayamos a dar a este nuevo espacio, su diseño y estética.

Contacta con nosotros si quieres que te ayudemos a diseñar el cerramiento perfecto para tu balcón, terraza o porche, para crear un espacio bonito, que se adapte totalmente al uso que le vayas a dar y que esté perfectamente integrado con la estética de tu vivienda.

Para conseguirlo trabajaremos juntos para que, primero, tú nos cuentes y recoger las especificaciones que utilizaremos para seleccionar materiales y sistemas más adecuados y proceder a hacer el diseño y presupuesto, sobre el que volveremos a hablar, para hacer los ajustes que sean necesarios.

Cuéntanos tu idea 👂🙂

Compartir